Óscar Martínez, entrenador del TrivalValderas: “En nuestras manos está la evolución y la mejoría de los jugadores como personas y como futbolistas”

Está claro que para muchas personas el fútbol va más allá de un balón y de once jugadores. Se trata de un sentimiento de pertenencia, de una pasión, de un sueño de un niño que comenzó a jugar a este deporte cuando apenas podía andar.

Si alguien en el TrivalValderas está identificado con esta descripción es nuestro entrenador Óscar Martínez. Sorprende que con tan sólo 21 años tenga sus metas tan claras: vivir por y para el fútbol.

Lleva en el club desde que comenzó jugando en los Benjamines y desde hace un tiempo ha pasado de ser alumno a maestro. Esta temporada está ayudando al Cadete “A” y le hemos entrevistado para que nos cuente cómo comenzó su pasión por el fútbol:

 

Para los que no te conocen mucho, ¿cómo te definirías?

Me considero una persona muy constante y decidida. Tengo las ideas muy claras y sé que debo conseguir mis objetivos con trabajo, humildad y afán de superación.

 

¿Cuál es el lema o la frase que define tu día a día?

El camino es la meta.

 

¿Qué relación tiene Óscar con el deporte y, en particular, con el fútbol?

El deporte ha formado parte de mi vida siempre. Desde hace 15 años llevo ligado al fútbol y espero seguir ofreciendo todo lo que pueda a este deporte durante muchos años más. La relación que existe es muy especial. Es un sentimiento de pertenencia y valía en este mundo tan bonito como es el fútbol.

 

¿En qué momento te das cuenta de que lo tuyo es entrenar niños?

He tenido la suerte de ser el capitán casi todos los años en los que he jugado al fútbol. Por lo tanto, ese rol de líder me ha acompañado toda la vida. Tras acabar un partido, un entrenador se acercó a mí y me dijo: “Capi, tú serás entrenador”. Eso despertó algo en mí, curiosidad, incertidumbre, y cuando creí que era el momento, comencé esta bonita aventura.

 

¿Qué significa para ti este trabajo?

Este trabajo para mi significa responsabilidad, aprendizaje y ante todo compromiso.En nuestras manos está la evolución y la mejoría de los jugadores como personas y como futbolistas. Una toma de decisión errónea por nuestra parte puede perjudicar al jugador notablemente. Aún así, me encanta este riesgo y estoy dispuesto a correrlo.

 

¿Cómo recuerdas tus primeros partidos como entrenador?

Mi mentalidad en ese momento estaba en periodo de cambio, con mi formación previa intentaba analizar cada situación del juego como entrenador, pero a la vez me venía a la cabeza ese sentimiento interno que producía disputar un partido como jugador.  Aún así, muy emocionado y disfrutando de todos y cada uno de mis jugadores.

 

¿Qué es lo más difícil a la hora de entrenar a niños?

De cara al periodo más formativo, mantener la concentración y atención de todos los jugadores durante todo el tiempo de entreno es complicado. También es cierto que existen herramientas muy buenas que todos los entrenadores hemos utilizado alguna vez y hemos conseguido el objetivo que queríamos. Llevo dos años en alto rendimiento y lo más difícil es satisfacer a todos los jugadores de una manera equitativa.

 

¿Cómo llegas al TrivalValderas?

Llegué siendo Benjamín de 1º año. Hice las pruebas en un campo de tierra, lo que es actualmente el Vicente del Bosque debido a que en el campo de la Canaleja estaban colocando el césped artificial. Me fichó el club y hasta ahora he permanecido en el TrivalValderas.

 

¿Cuáles son los puntos fuertes de este club?

En mi opinión, los entrenadores que trabajan en el club son profesionales, intentan mejorar en todos los aspectos y no son conformistas. Además, siempre se intenta dar todas las herramientas posibles a los jugadores para que sepan y sean conscientes de sus fortalezas y debilidades.

 

¿Qué retos tienes cada temporada?

Cumplir los objetivos del club, mejorar a los jugadores y evolucionar como entrenador.

 

¿Por qué recomendarías que vinieran a jugar al TrivalValderas?

Es un club de Tercera División y todos los equipos de categorías inferiores están situados en buenas competiciones. Este es el mayor incentivo para todos los jugadores, jugar en las máximas categorías.

 

¿Cómo ves al Cadete este año?

Estamos en una situación complicada, pero seguiremos luchando mientras las matemáticas nos dejen.

 

¿Qué pides a tus jugadores?

Lo primero de todo es que disfruten jugando, lo segundo es que se esfuercen al máximo en los entrenamientos y partidos y lo tercero es que jueguen sabiendo en todo momento lo que hacen y el motivo por el que lo hacen de esa forma y no de otra.

 

¿Qué no pasarías por alto nunca?

No competir en este deporte.

 

¿Cómo quieres que te recuerden?

Quiero que me recuerden como una persona que sintió los colores de este club. Además, quiero que me recuerden como una persona noble y luchadora.

 

¿Qué hace Óscar una vez deja atrás el césped?

Estudio el Grado de Educación Primaria con mención en Educación Física en la Universidad Rey Juan Carlos. Realizo deporte para no perder la costumbre, intento pasar tiempo con mi familia ya que soy muy familiar y dedicarles tiempo a las personas que quiero.

 

¿Un deportista español que destaques?

Iker Casillas

 

¿Un equipo de fútbol?

El TrivalValderas.

 

¿Películas de miedo o de acción?

Es una decisión complicada porque me gustan mucho ambas, pero me quedo con la acción.

 

¿Playa o montaña?

Playa.

 

Si no fueras entrenador, ¿qué serías?

Buceador.

 

Un deseo:

Conseguir todos mis objetivos.

Comparte!
Twitter
Facebook
Instagram
YouTube

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *